Gracias al arduo trabajo de los campesinos colombianos en las ciudades no se mueren de hambre

Los ojos de Colombia han vuelto la mirada al campo, la memoria colectiva del país ha sido sacudida por la pandemia del Covid19, muchas voces hoy manifiestan su agradecimiento a quienes armados de ruana, sombrero y azadón garantizan la producción y el abastecimiento de alimentos del país en tiempos de cuarentena.